Carta abierta de Martí Sala al Director Técnico de CCE de la RFHE

Los que tenemos el placer de conocer bien a Martí Sala y poderlo considerarlo amigo sabemos que es un amante de la equitación y del caballo en particular. Lleva toda su vida dedicada por y para el caballo, tanto en su faceta profesional como herrador como en su mayor afición que es el Concurso Completo.

Si ha decidido dar este paso de escribir al Director Técnico de CCE, Perico Rey es porque realmente considera que debe hacerlo, en ningún momento por buscar protagonismo, venganza o ser el centro de ninguna polémica.

Esperemos que esta carta sirva como puente entre la RFHE y los jinetes, entrenadores y propietarios. Deseamos que la RFHE no la deje en un cajón y de las explicaciones que la afición del CCE pide.

«Querido Perico,

Nunca he escrito una carta de este estilo y lo hago con tristeza. Siempre intento ser constructivo y respetuoso con las decisiones ajenas, pero los últimos acontecimientos me han decidido a dar un paso adelante.

Como yo, muchos compañeros callan por el cargo que ocupas y las implicaciones que tendría hacerlo para su trayectoria deportiva.

Para empezar, la medalla por equipos en Suecia es mérito básicamente de los jinetes, especialmente Marçal. Albert Hermoso y Eduardo Vía fueron los verdaderos artífices de los resultado en Suecia.

Tu papel en los concursos aporta poco. Siempre va acompañado de derroche y te limitas a insistir en que los miembros del equipo no se olviden de llevar la vestimenta reglamentaria o repetir instrucciones técnicas ya explicadas por profesionales como Micky y Luis Astolfi. En ocasiones incluso no has ido a las reuniones técnicas o has hecho una aparición relámpago sólo para salir en la foto.

En cuántas ocasiones, tanto en entrenamientos como en competiciones, el equipo español aparece con más coches oficiales que ningún otro equipo. Conocí a Henk Nuren en el 92 como jefe de equipo de salto, donde yo estaba de herrador oficial, y estuvimos en la copa de naciones en Montelibretti sólo con Mark Lucy, por poner dos ejemplos de rigor y humildad. Un jefe de equipo, si no es un profesional del sector, tiene que limitarse a ser un gestor discreto. En cambio, si ha sido un gran jinete tendrá criterio para tomar decisiones personalmente (por ejemplo, Thierry Touzaint como jefe del equipo francés).

Tampoco has estado a la altura a la hora de hacer comentarios misóginos a los miembros del equipo femenino, lo que, sumado a una actitud de ordeno y mando, queda desfasado y totalmente fuera de lugar en la sociedad actual, sobre todo cuando se desempeña un cargo.

No ha ayudado en nuestra relación el hecho de que, en varias ocasiones, haya colaborado como herrador con el equipo sin ningún apoyo por tu parte. Por ejemplo, en los WEG de Normandía o en la posterior copa de Naciones de Le Pin, donde contribuí en gran medida a que el equipo se salvara. En el último campeonato de Europa, antes de salir para Avenches, los jinetes decidieron hacer un fondo común porque la federación no tenía recursos para un herrador (¡a Tokyo fueron dos herradores sólo para los caballos de doma!). Cuando me disponía a mandar las herramientas para Suiza en el camión de un jinete, este me comentó que tenía el caballo a tres patas. Rápidamente nos coordinamos con el Dr Romero y, con gran dificultad y casi por milagro, conseguimos que el caballo estuviera en el equipo. Yo me desplacé hasta Suiza en mi vehículo privado y tuve que insistirte para que me dieras acreditaciones. Dormí en el coche, por cierto. Desgraciadamente, el caballo tuvo una escapada en el cross. Aunque necesitó volverse a herrar, pudo concluir el concurso haciendo un magnífico 0 en la pista. Los jinetes cumplieron su promesa y pagaron a escote los gastos. Como parece que en tu orden de prioridades son más importantes los hoteles que los caballos, ni tan solo me diste las gracias.

Desde que empezó la temporada has expresado una opinión negativa en relación con que mi hijo pequeño intentara clasificar para el Campeonato de Europa. Fuimos al concurso de Saumur y en el 2*L Àlvar consiguió el MER y fue el segundo tiempo más rápido de 120 caballos (para que luego vayas diciendo que el caballo no galopa). El mismo caballo, en el 3 Internacional de Le Pouget, ¡ya había entrado 20 segundos por debajo del tiempo! En el mismo concurso de Saumur, Dana desafortunadamente rozó a su caballo en los flancos y lo eliminaron habiendo hecho una muy buena doma de 34 (hemos aprendido del error, pero te puedo mandar las fotos de los flancos y verás que fueron tremendamente rigurosos en la eliminación). Nunca te has interesado por lo que había pasado o cómo había afectado al crío. Debido a este incidente, que dejó tiempo libre al caballo, Jean Teulère lo estuvo montando y nos ha perseguido para comprarlo (sólo tienes que preguntar a Carlitos, Albert o Eduardo, todo el mundo reconoce que es un caballo con un potencial extraordinario y de hecho ya está clasificado para Lion d’Angers). Cada vez que hablamos de vender, desprecias lo que tenemos que hacer como jinetes y propietarios para sobrevivir en este mundo. Te aseguro que siempre que vendemos lo hacemos para volver a comprar y reinvertir en este deporte que nos apasiona. No creo que seamos un mal ejemplo para nadie teniendo en cuenta que las dos participaciones que hemos hecho la familia en el equipo han terminado en medalla (Montelibretti 2012 y Segersjö 2021).

Los criterios para la selección de este año en ningún momento han sido claros. Es sorprendente la selección que has hecho, espero que tras haber consultado con Luis Astolfi y Micky Jorda. Desde luego le deseo lo mejor al equipo porque todos los chicos seleccionados se merecen una oportunidad. Pero mirando el listado de convocados y con los resultados en la mano, me parece incomprensible e injustificable que Dana haya quedado fuera con Jambo: aparte de la experiencia de Dana como jinete y lo que ya demostró en Suecia, en Madrid quedó en dos ocasiones por delante de una de las seleccionadas y tiene clasificación MER en un 3*. ¿Cuál era el criterio de selección? Añadir que otro damnificado de esta falta de transparencia es el Team Via Dufresne. Es increíble que alguien pueda acabar peleándose con Eduardo Vía Dufresne, una de las personas que ha hecho más por el completo en España y totalmente incapaz de discutir con nadie. La falta de claridad en los criterios y el estilo autoritario y grosero de la forma de gestionarlos son lamentables. ¡Estos chavales son el futuro de la hipíca! Te deseo personalmente lo mejor, pero creo que no estás a la altura de un cargo tan importante como el de seleccionador de la Federación Hípica Española, que debería ocupar una persona humilde y dialogante.

Atentamente,

Martí Sala Bayés«.