Para conocimiento de todos nuestros asociados, ANCCE informa de que se ha implementado un ERTE que afecta a toda la plantilla, esto es, a los 32 empleados de la asociación (Cortijo El Cuarto, Libro Genealógico y Laboratorio), como consecuencia de la situación creada por la pandemia del COVID-19.

El ERTE no se ha hecho ajustándose al Real Decreto de Alarma, ya que en nuestro caso no existía fuerza mayor para cesar nuestra actividad, sino que se ha instrumentado de acuerdo a lo previsto en el Estatuto de los Trabajadores.

Este ERTE lo único que procura es preservar los puestos de trabajo y la viabilidad económica de nuestra asociación. No es de carácter extintivo, sino que trae como consecuencia la reducción de jornada y salario de todos los empleados, en la mayoría de los casos en un porcentaje del 50%.

El ERTE entró en vigor el pasado 1 de mayo y estará produciendo efectos hasta el 31 de Octubre de 2020, o sea, durante seis meses, si bien se ha establecido una Comisión de Seguimiento integrada por representantes de la empresa, representantes de los trabajadores y sindicatos, que valorarán en su caso, si procede la desafección total o parcial de los empleados en función de la carga de trabajo y necesidades operativas que se vayan registrando, una vez que la situación socio-económica se vaya aclarando.

No obstante, y una vez hecho el formato de los nuevos horarios, ANCCE seguirá brindando todos los servicios a sus asociados sin que este ERTE, que ahora se pone en marcha, suponga ninguna merma en la atención que nuestros socios demanden.